La Iglesia en Burgos celebra su X Encuentro Pastoral Diocesano

El arciprestazgo de Gamonal ha congregado a agentes de pastoral llegados de diversos puntos de la provincia en torno al lema «Iglesia viva, Iglesia en salida».
<
>

 

Cientos de personas llegadas de diversos puntos de la provincia han participado hoy en el X Encuentro Pastoral Diocesano, celebrado en la parroquia de Nuestra Señora de Fátima, que precisamente mañana cumple 50 años.

 

La jornada, que se ha iniciado con una oración dirigida por el Centro de Iniciativas de Pastoral de Espiritualidad (CIPE) de los PP. Carmelitas y la proyección del vídeo realizado con motivo del Día de la Iglesia Diocesana, ha sido presidida por el arzobispo, don Fidel Herráez Vegas, quien ha mostrado su agradecimiento y su satisfacción por caminar «en una comunidad viva, en una Iglesia viva, Iglesia en salida». «Lo mejor que me ha podido pasar es que Dios me haya traído aquí con vosotros en esta etapa de mi vida». Después de dos años caminando juntos y de haber recorrido 200 parroquias, ha señalado don Fidel, «puedo deciros que valéis mucho más de lo que vosotros mismos consideráis. Hay que ser realistas, lo estáis haciendo francamente bien. Sois una Iglesia con vitalidad». Finalmente ha invitado a continuar en ese camino, siempre como discípulos misioneros: «Sigamos en salida. Prosigamos. Merece la pena para gloria de Dios y para bien de los demás».

 

Tras el saludo de bienvenida por el párroco de Nuestra Señora de Fátima, Lucinio Ramos, y de uno de sus feligreses, se han expuesto diversas experiencias que se están llevando a cabo en línea con las prioridades del Plan diocesano de Pastoral 2016-2020 «Discípulos misioneros». Así, como respuesta al objetivo de impulsar los procesos formativos en la fe continuados tras la iniciación cristiana, se ha presentado la experiencia del arciprestazgo de Amaya, uno de los más despoblados de la diócesis, con 7.700 habitantes y unas 110 parroquias. Leoncio Urban González, párroco de Villadiego y profesor de Religión en los dos institutos de la zona (Villadiego y Melgar), ha expuesto, junto a dos adolescentes, Raquel y Zulema, cómo se está dando respuesta a la pastoral juvenil en zonas rurales. En el arciprestazgo se ha formado un grupo de posconfirmación con 12 chavales, casi todos estudiantes de 3º de ESO y procedentes de nueve pueblos distintos, que se reúnen una vez al mes, rotando por cada una de las nueve localidades. A final de curso viven tres días de convivencia y participan en otras actividades.

 

Diaconado permanente

 

La segunda experiencia que se ha compartido ha sido la de dos únicos diáconos permanentes con que cuenta la diócesis, Enrique Díez y David Jiménez, y de un aspirante, Francisco Javier Caballero. Entre los tres han explicado en qué consiste su ministerio, cuáles son sus funciones, su itinerario formativo, cómo concilian su vida profesional y familiar con el ministerio y han dado algunas cifras sobre el diaconado permanente en España, en Europa y en el mundo. Nuestro país posee una de las ratios más bajas del mundo (1 por cada 45 presbíteros), con un total de 415 diáconos permanentes. Precisamente este año (en torno a la Inmaculada) Burgos acogerá el encuentro nacional, en el que participarán entre 70 y 80 personas entre diáconos, esposas y responsables de diaconado permanente.

 

Nuevo Arciprestazgo de Merindades

 

Para ilustrar el proceso de reestructuración que se ha iniciado en la diócesis para ofrecer un mejor servicio pastoral, se ha presentado el caso del recién creado arciprestazgo de Merindades, en el que se han fusionado los antiguos de Merindad de Castilla la Vieja y Medina, un territorio que abarca 2.400 kilómetros cuadrados, muy despoblado, pero en el que se asientan 325 pueblos. La atención a tantas parroquias se ha articulado en torno a cuatro los cuatro grandes núcleos de población, Medina de Pomar, Villarcayo, Espinosa de los Monteros y Trespaderne, y de ella se hacen cargo 20 sacerdotes, 16 de los cuales viven allí. El arcipreste, Julio Alonso Mediavilla, ha explicado cómo se está llevando esa reorganización de la diócesis en unidades de atención pastoral (unión de vayas parroquias cercanas a cuyo cargo está un equipo de sacerdotes que trabajan conjuntamente) y unidades parroquiales (un solo párroco de ocupa de varias parroquias próximas entre sí).

 

Gamonal, ejemplo de acogida e integración

 

El arcipreste de Gamonal, Javier García Cadiñanos, ha cerrado este capítulo de intervenciones con la presentación de un vídeo sobre la historia de Gamonal como ejemplo de Iglesia en salida, una Iglesia misionera en un barrio obrero que ha desarrollado una gran labor de acogida e integración desde que en los años sesenta la creación del polo de desarrollo atrajera trabajadores no solo de los pueblos de la provincia, sino de toda España.

 

Para concluir la sesión de la mañana, los participantes en el Encuentro han tenido oportunidad de conocer diversas experiencias pastorales que se desarrollan en el arciprestazgo de Gamonal: Colegio Apóstol San Pablo, procesión de la Virgen de El Quinche, Cáritas arciprestal, parroquia de El Salvador (pastoral obrera), San Juan Evangelista (misiones), Centro Comunitario Espíritu Santo, iglesia de La Antigua (Camino de Santiago), Instituto Social del Círculo Católico, Proyecto Hombre y colegio Santa María la Nueva-San José Artesano.

 

El encuentro ha concluido por la tarde, con una eucaristía presidida por el arzobispo y un gesto público en la calle, actos en los que ha estado presente la Cruz de Lampedusa, que recorre estos días la diócesis recordando el drama de los refugiados e inmigrantes.

 

Más: galería fotográfica completa de la jornada

Comentarios

Comentarios: 1

  1. Maria Jose

    Quisieramos todas las fotos de la Eucaristia a ser posible, para recuerdo


Danos tu opinión