Parroquias

Parroquia San Martín Obispo – Arroyo de Muñó

Aún perdura la antigua iglesia de Nuestra Señora de Muñó, al pie del desparecido e importante castillo, cabeza que fue del alfoz de Camdemuño, aunque hoy sólo aparezca como una ermita. Este templo es de trazas románicas, con modificaciones posteriores, tanto en la portada gótica y ábside poligonal con contrafuertes y ventanal; posee una espadaña robusta, y una buena fábrica tanto interior, como exteriormente.

Dentro de la iglesia de una nave destaca un Crucificado y una pila con gallones, ambos románicos. Pero la parroquia está en el pueblo, dedicada a San Martín Obispo, de reminiscencias románicas en canes con espadaña clásica; el ábside es rectangular con contrafuertes y, en el remate del piñón, hay estatua de San Martín obispo; la portada es clasicista con hornacina y santo patrón en piedra. Dentro aparece como templo de una nave con columnas, arcos y bóvedas de yesos.

La pila es renacentista con acanalados y molduras. El retablo mayor es churrigueresco, de 1730, con San Martín y San Pedro. Otro barroco con Virgen sedente con Niño y Asunción. Otro neoclásico con San Antonio, busto de santa mártir, San Pedro y San Pablo. Como piezas sueltas señalar un Crucificado gótico y otras imágenes con acusados deterioros, como Inmaculada, Dolorosa gótica con San Juan, Santa Bárbara y San Roque. Puerta de sagrario con Resucitado. Cruz gótica de cobre dorado, de Francisco Soria; custodia y cáliz con leyenda, s. XVI, en el Museo Diocesano.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies