¿Monaguillos? Son, casi casi, superhéroes

El Seminario diocesano de San José acogió en la jornada de ayer el XXVII encuentro diocesano de monaguillos, un evento ya tradicional y que este año contó como novedad con una procesión desde el centro de estudios hasta la seo burgalesa.

 

<
>

 

Cerca de medio centenar de participantes disfrutaron a lo largo de la jornada de ayer en un nutrido programa de actos que contaron con una gran yincana y otros juegos cooperativos y una representación de teatro de títeres como parte lúdica. La parte más formal y espiritual estuvo marcado por una procesión que, desde el Seminario, discurrió hasta la catedral, donde los monaguillos, todos revestidos con sus blancas túnicas, participaron en una eucaristía presidida por el arzobispo, Francisco Gil Hellín. Tal variado programa de actividades era el que enmarcó ayer sábado el XXVII encuentro diocesano de monaguillos, que este año ha tenido como hilo conductor el talante que deben tener los superhéroes y que bien puede formar parte de la vida de los monaguillos de la diócesis.

 

Este encuentro es, quizás, en el que más empeño ponen los seminaristas de la diócesis y la delegación diocesana de pastoral vocacional, aunque no es el único. A lo largo del año promueven encuentros de preseminario y otros mensuales con monaguillos de la ciudad. Ya están inmersos en la preparación de sus actividades veraniegas, entre los que se encuentran un campamento pensado especialmente para monaguillos, el llamado “campamento Europa” y otro en el Cottolengo. Toda la información de sus actividades está recogida en su página web llamados.es.

Comentarios

Se el primero en publicar un comentario.

Danos tu opinión