Jóvenes, burgaleses y amigos fuertes de Dios

Medio centenar de burgaleses participaron la semana pasada en Ávila en el encuentro europeo de jóvenes con motivo del quinto centenario del nacimiento de santa Teresa de Jesús. Han sido unos días para crear lazos de comunión, conocer de cerca la vida de la santa andariega y hacerse "amigos fuertes de Dios".

 

<
>

 

“Emocionante, único, irrepetible”. Con estos y otros adjetivos similares definían los jóvenes burgaleses su experiencia en el encuentro europeo de jóvenes que se ha desarrollado en Ávila la semana pasada y que ha reunido allí a casi 6.000 jóvenes procedentes de toda Europa. Bajo el lema “En tiempos recios, amigos fuertes de Dios”, el encuentro ha supuesto el culmen del curso pastoral que la delegación diocesana de juventud ha venido desarrollando desde el pasado mes de septiembre teniendo a santa Teresa de Jesús como máximo referente. Y es que, para el delegado de infancia y juventud de la diócesis, Agustín Burgos, la santa abulense “nos ha mostrado la frescura de la santidad puesto que su experiencia sigue siendo actual”. De ahí que, en el quinto centenario de su nacimiento, tanto la Conferencia Episcopal como las delegaciones de juventud del país apostaran este año por ahondar en la figura y espiritualidad de la santa andariega con diversas actividades, entre las que destaca este encuentro europeo.

No estamos huecos

Durante la semana del encuentro, las calles de la ciudad castellana se vistieron de fiesta y de cánticos de los jóvenes. Los responsables de la seguridad destacaron la total ausencia de altercados y el orden y disciplina de los participantes. Los burgaleses, que se alojaron en el colegio de la Milagrosa, pudieron sentirlo y contribuyeron a ello.

 

El medio centenar de jóvenes de la diócesis que ha participado en el encuentro de Ávila ha podido acercarse más a la vida de la santa con numerosas actividades y eventos, desde talleres a charlas, pasando por mesas redondas, conciertos, festivales o yincanas por la ciudad y cómo no, varios momentos de oración. De hecho, según Burgos, “el encuentro ha puesto de manifiesto la coordenada fundamental de la actual pastoral juvenil, que es Jesucristo”, reflejado en “la oración al comienzo del día y al concluir cada fiesta, la misa diaria, la participación en el sacramento del perdón… todo ello en un ambiente de alegría, de confianza, servicio y paciencia”. Es más, santa Teresa sigue siendo para los jóvenes “maestra de oración que nos sigue recordando que no estamos huecos”.

 

De hecho, el encuentro concluyó con una cuidada vigilia de oración y una solemne eucaristía final en las que se pudo escuchar un profundo silencio. En ellas, los obispos españoles animaron a los jóvenes a ser “amigos fuertes de Dios” aún en tiempos recios, siendo conscientes de que “sin Jesucristo no podéis hacer nada; sin él no llegas, sin su amor te agotas y no das para más…”

Haciendo Iglesia

El encuentro también ha servido para crear lazos de comunión entre los jóvenes cristianos de toda España y, en particular, entre los jóvenes de Castilla y León. Y es que las delegaciones diocesanas de la región decidieron completar este encuentro con dos jornadas más de convivencia en Segovia y Alba de Tormes: “Para las delegaciones de Castilla y León ha sido una oportunidad de poder celebrar en nuestra región un encuentro de estas características y vivir la comunión en su preparación y su desarrollo”, comenta Burgos.

 

En estas dos localidades, los jóvenes de la región pudieron disfrutar de la puesta en escena del musical “A corazón abierto”, conocer la vida del amigo de santa Teresa, san Juan de la Cruz y orar ante la tumba de la santa abulense.

Comentarios

Se el primero en publicar un comentario.

Danos tu opinión