Los burgaleses reciben con alegría a don Fidel

Son muchos los fieles que han querido acoger con alegría e ilusión a don Fidel, que desde ahora es ya el nuevo arzobispo de la diócesis de Burgos, y no han dudado en participar con su presencia en la ceremonia de toma de posesión que tenía lugar esta mañana.

 

<
>

 

La catedral se ha visto esta mañana abarrotada de gente que ha querido dar la bienvenida al que ya es el nuevo arzobispo de la diócesis de Burgos, don Fidel Herráez Vegas. El ambiente era de alegría, expectación, ilusión y mucho interés por conocer al nuevo pastor, y a los numerosos fieles no les ha importado pasar un poco de frío por estar presentes en la solemne ceremonia.

 

Entre los asistentes estaba un grupo de jovencísimos seminaristas. Uno de ellos, Diego, desea que en esta nueva etapa para la diócesis, don Fidel, “aporte ideas innovadoras para el seminario, para que sea un entorno abierto a las vocaciones de los chavales y que se den cuenta de que pueden encontrar a Cristo en cualquier momento”. Otro de sus compañeros, Eduardo, le desea a don Fidel “mucha paciencia, porque la va a necesitar, y que Dios le dé fuerzas, porque el trabajo de arzobispo no es nada fácil”.

 

Desde Madrid también han llegado personas con ganas de respaldar a don Fidel. Por ejemplo Josefina, una mujer que le conoce personalmente y le anima a seguir siendo “como es él, dando todo lo mejor de sí mismo como siempre ha hecho. Es una persona estupenda”.

 

Irene, una joven que también ha querido estar presente en la ceremonia junto con un grupo de amigos, felicita a don Fidel y “espera que sea un buen arzobispo, que seguro que será así porque todo el mundo habla muy bien de él. Nos alegramos mucho de su llegada”.

 

La ceremonia no ha dejado indiferente a ninguno de los asistentes. Manoli la ha definido como “impresionante”. “Don Fidel viene a amar a esta diócesis, a servirnos, a unirnos, a que caminemos juntos hacia el Señor y transmitir la esperanza. Da gusto y dan ganas de empezar esta nueva tarea, esta nueva etapa en Burgos como él nos dice”. José María, que ejerce como profesor, destaca que “nos toca a todos unirnos a nuestro pastor y  avanzar todos unidos con un fin común, que es Jesucristo, y no los fines personales de cada uno. A todos nos corresponde arrimar el hombro y trabajar”.

 

Por su parte, Belén señala que la ceremonia ha estado muy bien preparada y que “se ha podido ver la gran acogida que han tenido tanto don Francisco como don Fidel por parte del pueblo burgalés y los diferentes sectores que lo forman. El Señor bendecirá también este nuevo ministerio”.

 

Carlos, que viene de Madrid, cuenta cómo hace muchos años, don Fidel se presentó como aspirante al seminario de Madrid mientras “yo era uno de los cuatro monitores que tuvieron los seminaristas. He podido ver dónde ha llevado Dios al chavalito que estuvimos formando”.

 

Por su parte, Mar, que vive en Burgos desde hace muchos años pero proviene de Madrid, comenta que conocía a don Fidel desde hace muchos años. “Esta ceremonia me ha resultado muy cercana, y en él se ha visto como ha puesto todo el corazón”.

 

Son sólo algunos testimonios de fieles que se han acercado a conocer a su nuevo arzobispo, pero son cientos los que han estado presentes y han esperado una larga cola para dar su saludo y bienvenida a don Fidel, que a partir de hoy, toma las riendas de la diócesis para comenzar una nueva etapa.

Comentarios

Se el primero en publicar un comentario.

Danos tu opinión