El arzobispo retoma su visita pastoral conociendo las parroquias de Gamonal

Don Mario Iceta retoma esta práctica canónica en la parroquia de San Juan Pablo II, la última erigida en la archidiócesis.
<
>

 

Con el inicio del nuevo curso pastoral, el arzobispo, don Mario Iceta, ha retomado la visita pastoral a las parroquias de la archidiócesis. Si el año pasado lo dedicó a conocer las comunidades del arciprestazgo del Vega, este último trimestre del año hará lo propio con las del arciperstazgo de Gamonal.

 

El pasado 22 de octubre, coincidiendo con la fiesta de su santo titular, el arzobispo presidió la eucaristía en la parroquia de San Juan Pablo II, la última erigida en la archidiócesis, y con la que culminó su visita a la unidad pastoral que conforma esta parroquia junto con la de Villímar y Villayerno Morquillas. Concluían así una serie de encuentros y reuniones que permitieron al pastoral diocesano conocer las realidades eclesiales de estos barrios.

 

En efecto, don Mario pudo encontrarse con las Hermanas Franciscanas de María en su comunidad de San Esteban de los Olmos y también conoció la residencia de la tercera edad «Lazarillo de Tormes». La visita se completó con un encuentro con los feligreses de Villayerno Morquillas, un diálogo con el «Equipo Misión» con que cuenta esta unidad pastoral y el preceptivo encuentro con el párroco, Julián Palencia.

 

Según indica el Código de Derecho Canónico, «el obispo tiene la obligación de visitar la diócesis cada año total o parcialmente de modo que al menos cada cinco años visite la diócesis entera, personalmente o, si se encuentra legítimamente impedido, por medio del obispo coadjutor, o del auxiliar, o del vicario general o episcopal, o de otro presbítero». Durante los próximos meses mantendrá encuentros en las parroquias, colegios y comunidades religiosas del popular barrio de Gamonal para conocer las necesidades pastorales de sus comunidades cristianas.

Comentarios

Los comentarios están cerrados para esta noticia.