El obispo y misionero Jesús Ruiz visita al pastor de la diócesis

por redaccion,

jesus ruiz molina

 

Don Jesús Ruiz Molina, obispo auxiliar de la diócesis centroafricana de Bangassou, se ha reunido esta mañana con don Fidel Herráez, arzobispo de Burgos. Esta visita se produce tras el paso por Roma de este sacerdote y misionero comboniano, quien se ha reunido con el papa Francisco y otros nuevos obispos para realizar un curso de actualización.

 

Ruiz Molina ha expresado que el Santo Padre le ha llamado a «generar esperanza» para el pueblo al que sirve, a «destruir el Mal haciendo el Bien», además de «quedarse al lado de los que sufren» y a ser «un signo de reconciliación y anunciar la paz» en un entorno de violencia en el que a muchas víctimas se niegan a perdona a los asesinos de sus familiares. Tras casi un año como obispo auxiliar en esta diócesis, Ruiz Molina hace un balance en el que destaca que aunque el ambiente de desastre ha evolucionado poco, su aportación a la comunidad cristiana se centra especialmente en estar cerca de los sacerdotes que son perseguidos, agredidos o amenazados de muerte, además de procurar que las escuelas que han logrado sacar adelante puedan seguir funcionando (el país se quedó sin escuelas hace seis años, cuando comenzó la guerra, provocando toda una generación perdida) y dar refugio a los perseguidos.

 

 

La prisión permanente revisable, a debate

por redaccion,

prision permanente revisable

 

La sala Polisón del Teatro Principal acogió ayer una interesante mesa de análisis sobre la «prisión permanente y revisable» en un acto organizado por Pastoral Penitenciaria de la diócesis en el marco de la celebración de la Virgen de la Merced, patrona de instituciones penitenciarias. Luis Carlos Antón Herrera, director del centro penitenciario de Burgos, Puerto Solar Calvo, jurista de la prisión cántabra de El Dueso, la abogada Ana García Borné y Emiliano Tapia Pérez, capellán de Topas (Salamanca), fueron los encargados de debatir sobre esta controvertida reclusión carcelaria que sigue suscitando opiniones encontradas entre víctimas y quienes sostienen que esta medida judicial roza lo «inhumano».

 

Así se manifestó Puerto Solar, quien sostuvo que la prisión permanente y revisable «no es necesaria» en nuestro país pues «impide una aplicación individualizada de la pena y crea dificultades insalvables a la hora de facilitar la reinserción social de los reclusos». Además, argumentó que la puesta en marcha de esta condena responde a criterios ideológicos y cuestionó si es necesaria esta respuesta judicial para unos delitos tan graves que, en nuestro país, suponen una mínima expresión de las condenas sentenciadas.

 

Parecida opinión mostró el director del centro penitenciario de la ciudad, Luis Carlos Antón, para quien ya era «suficiente» la anterior legislación, mientras sostuvo la necesidad de «humanizar» todas las condenas. Asimismo, el capellán de la prisión de Topas argumentó que la prisión permanente revisable es una especie de «trampa» para apartar de la sociedad los problemas que ni ella misma es capaz de solucionar. En este sentido, aseguró que la condena permanente es un claro ejemplo más de que el sistema no funciona y no facilita la reinserción de los presos.

 

Para Ana García Borné, abogada del Servicio de Orientación y Asistencia Jurídica Penitenciaria, la prisión permanente es una respuesta «caliente» a un problema grave que responde solamente «a la venganza», algo que no sirve para paliar el dolor de las víctimas, sino solo para «cronificarlo».

Comienza el curso escolar en el Seminario diocesano de San José

por redaccion,

seminario menor burgos

 

El arzobispo de Burgos, don Fidel Herráez Vegas, ha presidido esta mañana en la capilla del Seminario diocesano de San José la eucaristía con la que ha quedado oficialmente inaugurado el nuevo curso en la institución académica. En la misa han concelebrado el director espiritual y formadores, y han asistido profesores y algunos familiares de los seminaristas menores.

 

El pastor de la diócesis ha invitado a los residentes en el centro a vivir el nuevo curso como una oportunidad para seguir creciendo en su amistad con Dios y con los demás y a descubrir la posible llamada de Dios a la vida sacerdotal.

 

Este año, en el Seminario Menor estudiarán diez adolescentes de 12 a 18 años. A ellos habría que sumar la veintena de preseminaristas que están en vinculación con el centro vocacional y que participan de sus actividades un fin de semana al mes. Este año, el lema del curso será “ser descubridores de la bondad”.

 

Seminario Mayor

 

En cuanto a las cifras en el Seminario Mayor, este curso contará ocho seminaristas mayores de Burgos, dos de los cuales ya se encuentran en destino pastoral en las parroquias de La Inmaculada de la capital y en Salas de los Infantes. Entre los ocho seminaristas mayores, se encuentra un nuevo ingreso, un joven que pasa del Seminario Menor tras acabar el año pasado 2º curso de Bachillerato.

 

En el edificio del Paseo del Seminario se formarán este curso, además, dos seminaristas mayores más de La Rioja y otros dos de la diócesis de Guitega, Burundi, gracias a la renovación del acuerdo que mantienen desde hace años la diócesis africana y la burgalesa para la formación de algunos candidatos al sacerdocio en la Facultad de Teología.

El Papa recibe a Jesús Ruiz Molina, el obispo al que echó «al foso de los leones»

por redaccion,

jesus ruiz molina

 

El papa Francisco recibió el pasado jueves en audiencia a los 130 sacerdotes que, en el último año, han recibido la ordenación episcopal y que pasan unos días en Roma para «aprender» su nuevo oficio, algo así como un seminario express para los obispos del mundo. Entre ellos se encontraba el burgalés Jesús Ruiz Molina, natural de La Cueva de Roa y obispo auxiliar de Bangassou, en la República Centroafricana, desde el pasado mes de noviembre.

 

En su alocución, el Santo Padre invitó a los nuevos obispos a ir por el mundo alegres, sin amarguras, serenos, sin angustias, consolados y nunca desolados, conservando el corazón de cordero a pesar de estár rodeados de lobos y que saben que vencerán porque cuentan con la ayuda del Pastor. El sucesor de Pedro les aseguró que la tarea propia de un obispo es la de «buscar la santidad», a la par que les detalló que han de ser hombres de oración «día y noche» poniendo a Dios en el centro de su ministerio y que han de velar por la comunión en sus respectivas diócesis, prestando gran atención al clero y la formación de los futuros sacerdotes en los seminarios.

 

«Al foso de los leones»

 

Jesús Ruiz Molina es misionero en África desde hace 35 años. Misionero comboniano, ha trabajado primero en el Chad y, más tarde en la República Centroafricana, en una zona selvática fronteriza con los dos Congos. El papa Francisco lo nombró obispo auxiliar de Bangassou, acompañando al obispo, también español, Juan José Aguirre. Allí, anuncia el evangelio y hace frente a los problemas ocasionados por la cruenta guerra civil que sufre la población desde 2013 y que ha enemistado a musulmanes y no musulmanes, con los cristianos en medio del drama. Es más, Ruiz Molina tuvo que recibir su ordenación episcopal lejos de su diócesis al estar ocupada la catedral como refugio de decenas de musulmanes que huyen de la guerra.

 

No es de extrañar que, en su estancia en Roma, el propio papa Francisco dijera al burgalés que, con su nombramiento, le haya «echado al foso de los leones». Algo a lo que Ruiz Molina respondió con un sencillo: «Gracias por enseñarnos a vivir la alegría del evangelio».

Pastoral penitenciaria se vuelca con los internos de la prisión de Burgos para celebrar La Merced

por redaccion,

Los peregrinos partieron hacia Santiago el pasado lunes.

Varios internos que realizaron el pasado mes de mayo una etapa del Camino de Santiago, acompañados de voluntarios de pastoral penitenciaria, Cáritas y el programa de voluntarios de La Caixa.

 

Al trabajo que realiza a lo largo de todo el año la delegación de pastoral penitenciaria de la diócesis con los internos del centro penitenciario de Burgos, hay que destacar las numerosas actividades que ha puesto en marcha este mes de septiembre enfocadas a celebrar la fiesta de La Merced. De este modo, hoy los chicos de la prisión pueden asistir a la representación de «El Lazarillo de Tormes» que ofrecerá la compañía teatral El Duende de Lerma, mientras que el 18 de septiembre se ofrecerá la mesa redonda sobre prisión permanente y revisable en la Sala Polisón (19:30 horas). La asistencia está abierta a todo aquel que esté interesado en el tema, y en este evento participarán Luis Carlos Antón Herrera, director del centro penitenciario de Burgos; Puerto Solar Calvo, jurista de la prisión cántabra de El Dueso, la abogada Ana García Borné y Emiliano Tapia Pérez, capellán de Topas (Salamanca).

 

Fiesta de La Merced

 

Por otra parte, el 22 de septiembre está programada una salida a Silos en autobús con 20 internos para pasar el día conociendo esta localidad y acompañados de voluntarios de pastoral penitenciaria. No es la única salida en este mes, ya que el pasado 3 de septiembre 15 internos, junto con los usuarios del albergue y comedor de Cáritas y San Vicente, realizaron una etapa del camino de Santiago y cenaron juntos. Ya el 24 de septiembre, fiesta de La Merced, tendrá lugar una eucaristía en la cárcel a las 10:00 horas para todos los internos de los diferentes módulos y grupos que habitualmente participan en esta celebración. La fiesta también se trasladará a la catedral, donde a las 12:00 horas el arzobispo don Fidel Herráez Vegas presidirá la eucaristía. Al ser la fiesta de las instituciones penitenciarias, posteriormente habrá un acto institucional en el Salón Rojo del Teatro Principal y un vino.

 

Además, en este mes de septiembre han salido siete internos repartidos a lo largo de las cuatro semanas del mes para disfrutar de sus permisos en un piso de acogida. Y finalmente hay que destacar los seis talleres que durante todo el mes se han realizado en este centro en los diferentes módulos, junto con las eucaristías y visitas a los internos.