Repensar la celebración comunitaria del domingo, una tarea «ineludible»

El Consejo Diocesano de Pastoral ha abordado esta mañana esta cuestión, que, en palabras del arzobispo, ha de pensarse de manera «realista, prudente, con compromiso y paciencia».
<
>

 

«Es cierto que muchas, millones de personas» en todo el planeta, viven o han vivido «con absoluta normalidad» no tener acceso a la eucaristía los domingos. Una realidad que comienza a afectar también a la diócesis de Burgos que, hasta hace relativamente poco y «por una forma de hacer las cosas quizás un tanto clericalizada», ha visto cómo la práctica totalidad de los pueblos de la provincia gozaban de asistencia pastoral y de eucaristía dominical. Ahora, en palabras del arzobispo, es «inevitable» que la diócesis haga un esfuerzo por «pensar el cómo» dar solución a esta situación de una manera «realista, prudente, con compromiso y con paciencia».

 

A ello ha dedicado parte de la reunión mantenida esta mañana en el Seminario de San José el Consejo Diocesano de Pastoral, que ha estudiado cómo ofrecer al conjunto de la Iglesia en Burgos «orientaciones pastorales en torno a la celebración comunitaria del domingo». Don Fidel Herráez ha asegurado que este es un tema «de vital importancia que hay que abordar sí o sí» y que él mismo «va a favorecer». Para ello, ha precisado, se requiere «una profunda conversión pastoral» y «prepararlo seriamente» para no realizar «chapuzas» y lograr que la eucaristía siga siendo «el centro y el culmen de la vida cristiana».

 

«Una tarea imprescindible»

 

Junto a ello, el otro gran punto abordado en la reunión ha sido los pasos a dar de cara al inicio de la Asamblea Diocesana que ya se ha puesto en marcha. El vicario de pastoral y algunos miembros de la comisión teológico-pastoral y de la secretaría de la Asamblea han expuesto el recorrido seguido hasta ahora y se ha abierto un diálogo en torno a los temas a tratar y el método de trabajo a seguir durante el proceso sinodal. Para el pastor de la diócesis, es una «tarea imprescindible» por la que «merece la pena realizar el esfuerzo para escuchar lo que el Señor quiere que acojamos y anunciemos aquí y ahora».

 

Igualmente, el Consejo ha designado a Juan José Ángel Madrid, director de Voluntared – Escuela Diocesana, como miembro de su comisión permanente, que se encarga de preparar los temas a tratar en las distintas reuniones de este organismo que asesora al arzobispo en la marcha pastoral de la diócesis. Sustituye en la responsabilidad a Emilio Maestro, hasta ahora arcipreste de San Juan de Ortega y que abandona el cargo por nuevas responsabilidades pastorales.

Comentarios

Se el primero en publicar un comentario.

Danos tu opinión