Jesús Ruiz Molina: «Si no eres misionero, no eres cristiano»

Con una eucaristía presidida por el obispo auxiliar de la diócesis centroafricana de Bangassou, arrancó el pasado jueves en Miranda el Octubre Misionero Extraordinario convocado por el papa Francisco.
<
>

 

El pasado jueves comenzaban en el arciprestazgo de Miranda de Ebro los actos organizados para celebrar el Octubre Misionero Extraordinario, convocado por el papa Francisco. El mirandés y misionero comboniano Jesús Ruiz Molina, obispo auxiliar de Bangassou (República Centroafricana), fue el encargado de presidir la Eucaristía e impartió una charla de animación misionera en la parroquia de San Nicolás.

 

A través de una serie de diapositivas que reflejaban su labor misionera en el país africano, monseñor Ruiz Molina fue detallando en qué consiste la misión ad gentes. Nacida de la gratuidad de Dios, consiste en salir hacia el otro, dejando la seguridad propia. Es ir hacia los más pobres, a quienes se les hace más difícil creer que Dios es bueno, precisamente por la situación dramática en la que se encuentran. A la vez, es dar y es recibir. Porque, a lo largo de su prolongado trabajo en el continente africano, se ha dado cuenta de que los pobres saben acoger al otro, al que necesita algo de ellos. Animó a los presentes a no dejarse robar, ante todo, la alegría del Evangelio, el profetismo y el espíritu misionero.

 

En opinión de Ruiz Molina, el cristiano no «tiene» una misión: es misión. Al mismo tiempo, Dios es misión y la Iglesia también es misión. Sin el Espíritu Santo no hay misión, no podemos hacer nada. Por eso, «si no eres misionero, no eres cristiano, no eres discípulo de Jesús», aseveró. Añadió: «Tenemos que reavivar nuestro bautismo. Dios no pide superhéroes, sino personas entregadas», y concluyó: «¡Gracias a Dios por el don de la misión! Con todo lo que hemos pasado y lo que nos quedará por pasar».

Comentarios

Se el primero en publicar un comentario.

Danos tu opinión